Javier Sánchez: “El proyecto FIBERCLEAN ayudará a reducir el vertido de microplásticos a ríos, mares o lagos”

El estudio será presentado la próxima semana en “The 16th IWA Leading Edge Conference on Water and Wastewater Technologies», que se celebra en Edimburgo (Escocia)

Con motivo del 8 de junio, Día Mundial de los Océanos, conversamos con el investigador de DAM (Depuración de Aguas del Mediterráneo), Javier Eduardo Sánchez, sobre el trabajo y principales aspectos que se están desarrollando en el proyecto FIBERCLEAN. 

Javier Eduardo Sánchez estudió Ingeniería Química en la Universidad Industrial de Santander (Colombia), para posteriormente ampliar su formación con el  Máster en Ingeniería Hidráulica y Medio Ambiente de la Universitat Politècnica de València (UPV). Es Doctor en Ingeniería Química, Ambiental y de Procesos por la Universidad de Valencia (UV) y cuenta con experiencia en investigación, coordinación y seguimiento de proyectos nacionales y europeos, relacionados con el tratamiento de aguas residuales, digestión anaerobia, recuperación de nutrientes y economía circular.

  • La Fundación Fundéu BBVA escogió “microplástico” como la palabra del año 2018, ¿qué relación tiene este término con el proyecto FIBERCLEAN?

El proyecto FIBERCLEAN busca identificar diversas soluciones tecnológicas que permitan reducir la cantidad de microfibras y microplásticos en toda la cadena de valor de la industria textil, desde la fabricación de nuevos hilos, tejidos y productos. Queremos desarrollar nuevas tecnologías para la eliminación o disminución de microfibras durante el lavado y en los procesos de depuración de aguas.

  • ¿Por qué supone un reto el estudio de los microplásticos en las EDARs (Estaciones de Depuración de Aguas Residuales?

El principal reto se centra en la separación de los microplásticos y su posterior identificación y cuantificación. Debemos tener en cuenta, que la EDAR recibe aguas residuales que contienen una gran variedad de material particulado entre los que se encuentran los microplásticos con tamaños inferiores a 5mm, que en algunos casos quedan retenidos en la línea de fangos y en otros, pasan a través de la línea de aguas y son vertidos a los medios receptores.

Hasta ahora, los pocos estudios realizados en EDARs han detectado diversos tipos de microplásticos, (en su mayoría fibras y partículas sintéticas) presentes en el efluente terciario de una EDAR. El paso siguiente es la correcta identificación y cuantificación de los mismos.

  • Concretamente, ¿en qué consiste el tratamiento de aguas que se está desarrollando?

En relación al tratamiento de aguas residuales, el estudio está enfocado en la separación, identificación y cuantificación de fibras y microplásticos en EDARs. Para ello, se están estudiando nuevas técnicas de retención y separación de microfibras en la línea principal de aguas y fangos de la EDAR. Otro aspecto importante que está siendo evaluado en el proyecto, es el aislamiento de cepas microbianas capaces de degradar los microplásticos.

Para validar las diferentes técnicas estudiadas a escala laboratorio, está prevista la implementación de una planta piloto que combine diversos procesos físico-químicos, que permitirán la separación de los microplasticos y fibras en la línea de aguas y fangos de una EDAR.

  • ¿Cuáles son sus principales ventajas?

La principal ventaja es el desarrollo y validación de nuevas técnicas de separación, recuperación y degradación de microfibras y microplasticos en EDARs. Esto permitirá disminuir el vertido de estas partículas a los medios receptores (ríos, mares o lagos).

  • En líneas generales, ¿cuál es el trabajo realizado hasta este momento en la investigación?

DAM en colaboración con el centro tecnológico LEITAT, está realizando una evaluación de los parámetros que permiten conocer el comportamiento de los microplásticos dentro del proceso de depuración de agua. Además, está analizando a escala laboratorio, las principales variables que afectan la separación de las microfibras y microplásticos en el agua residual y en el fango de EDAR.

Por otra parte, estamos investigando diversas técnicas que ayuden a identificar y cuantificar estas partículas. Por último, se está trabajando en la identificación de microorganismos capaces de degradar los microplásticos, aislando diversas cepas con capacidad potencial para degradar plásticos y microplásticos.

  • ¿Cuál será el principal impacto social y ambiental del proyecto FIBERCLEAN?

El proyecto FIBERCLEAN ayudará a reducir la presencia de microplásticos en los medios receptores, asegurando una mejor calidad del agua residual tratada y disminuyendo a su vez, el impacto negativo sobre los organismos acuáticos.

Por otra parte, el desarrollo de estos proyectos permite la sensibilización sobre esta problemática, aumentando  el conocimiento de la sociedad, investigadores, estudiantes y nuevos profesionales. Además, de forma directa e indirecta promueve la formación y fomenta la creación de empleo en todas las etapas del proyecto.

  • A nivel personal, ¿cómo se debe afrontar un problema mundial como el de la contaminación por microplásticos?

Yo creo que la sensibilización sobre este tema es importante. De hecho las principales agencias gubernamentales vienen trabajando en esta línea, dando a conocer el problema a nivel mundial y provocando un cambio radical de pensamiento y actuaciones en las nuevas generaciones.

La responsabilidad es de todos ya que en nuestras rutinas diarias incorporamos multitud de productos que llevan asociados plásticos y microplásticos. De momento, las alarmas ya han saltado y muchas instituciones han empezado a tomar medidas. Los investigadores estamos trabajando en el desarrollo de nuevos procesos y productos, que permitan disminuir este problema.

Al final, la aportación de cada uno de nosotros con pequeños gestos en nuestro entorno, es una gran suma que contribuirá a disminuir este gran problema.