Autopistas del agua y plan ‘renove’, retos para la obra hidráulica

El presupuesto del Estado para obra hidráulica se ha reducido un 1,7%. Se necesitan 12.000 millones para cubrir el déficit inversor

Decía Leonardo da Vinci que “el agua es la fuerza motriz de toda naturaleza”. Ahora bien, ni ciudadanos ni políticos parece que le otorgamos el valor que merece. “El agua es un bien básico, vital y fundamental y, sin embargo, no está entre las prioridades de la agenda política. Tampoco en la preocupación ciudadana”, se lamenta Fernando Morcillo, presidente de AEAS (Asociación Española de Abastecimiento de Aguas y Saneamiento).

Según el informe La gestión del agua en España, análisis de la situación actual del sector y retos futuros, elaborado por la consultora PwC, España padece una situación de estrés hídrico severo, siendo el tercer país con el índice medio más alto de Europa (0,32), solo por detrás de Malta y Bélgica.

El estudio Análisis de la inversión en infraestructuras prioritarias en España, de Seopan (Asociación de Empresas Constructoras y Concesionarias de infraestructuras), afirma que el déficit inversor supera los 12.000 millones de euros, lo que se traduce en la necesidad de acometer 510 actuaciones entre abastecimiento, depuración, distribución y regulación. De hecho, el país se enfrenta a sanciones por importe de 113 millones de euros por no haber ejecutado ciertas infraestructuras básicas, especialmente en el ámbito del tratamiento de las aguas residuales.

Pese a ello, se da la paradoja de que la inversión pública no ha dejado de caer en los últimos años. Los Presupuestos Generales de 2018 recogen un nuevo recorte del 1,7% en la partida destinada a obra hidráulica, de 826 a 812 millones de euros. En opinión del presidente de Seopan, Julián Núñez, el origen de estos recortes se encuentra “en que el Ministerio de Transición Ecológica [antes Agricultura, Pesca, Alimentación y Medio Ambiente] no ha ejecutado en su totalidad el presupuesto asignado en años anteriores”.

Leer artículo completo en EL PAÍS