Las islas Hormigas gozan de buena salud

En 1995 algo más de 1.890 hectáreas de fondos marinos entre Cabo de Palos y las Islas Hormigas fueron declarados como reserva marina. Desde entonces, la Comunidad Autónoma hace un seguimiento del estado de la misma y está más que constatado que la zona «goza de muy buena salud».

 

buceo_resizeBuceadora, midiendo la densidad de erizos en un transecto

Las especies piscícolas de interés comercial como meros, corvas, dentones, sargos reales y espetones han incrementado cinco veces más su población en la reserva marina de Cabo de Palos–Islas Hormigas que en zonas limítrofes como el Cabo Tiñoso, que no goza de esta protección.

Estos datos proceden del censo visual con escafandra autónoma, y de capturas de la pesca artesanal, según explica José Antonio García Charton, del grupo de Ecología y Conservación Marina del departamento de Ecología e Hidrología de la Universidad de Murcia, grupo encargado de llevar a cabo el seguimiento de la reserva desde la temporada 89–90, tras el convenio firmado con la consejería de Agricultura y Agua.

«Estas son especies depredadoras apicales, cuya alta abundancia es síntoma de buena salud del ecosistema marino», explica el biólogo.

La Universidad hace un seguimiento todos los años para comprobar «la respuesta ecológica y marina» a las medidas de protección de esta zona, que tiene una extensión de unas 1.890 hectáreas, dentro de las cuales 270 son reserva integral, en las que no se permite ninguna actividad salvo la investigación.

Leer más en laopiniondemurcia.es