UAM trabaja en la eliminación de sustancias cancerígenas de explosivos

Estados Unidos ha desarrollado una nueva generación de explosivos aplicables a las industrias: minera, de la construcción y la armamentista. Dichos explosivos pueden ser cancerígenos, es por eso que ya se toman medidas para su eliminación de las aguas residuales y suelos de fábricas de explosivos, minas y campos de tiro. Éstos explosivos son más estables que los tradicionales como el TNT.

 

Número-213-620x330UAM trabaja en la eliminación de sustancias cancerígenas de explosivos.

 

Estados Unidos ha desarrollado una nueva generación de explosivos aplicables a las industrias: minera, de la construcción y la armamentista. Dichos explosivos pueden ser cancerígenos, es por eso que ya se toman medidas para su eliminación de las aguas residuales y suelos de fábricas de explosivos, minas y campos de tiro.

Éstos explosivos son más estables que los tradicionales como el TNT y, por tanto, más seguros para su almacenamiento, transporte y detonación. Aunque las investigaciones sobre su impacto ambiental están en curso en varias universidades norteamericanas, se adelanta que estos nuevos explosivos forman parte de los nitroaromáticos, especies químicas que pueden ser cancerígenas, disruptores de la función respiratoria, mutagénicas y taratogénicas.

Por ello, y sin haber iniciado su comercialización a nivel nacional e internacional, ya se toman medidas para su eliminación de las aguas residuales y suelos de fábricas de explosivos, minas y campos de tiro.

El doctor Carlos David Silva Luna, investigador de la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), trabaja en la eliminación del parametil nitroanilina, compuesto nitroaromático que sirve como estabilizador del explosivo dinitroanisol.

Leer artículo completo en El Semanario