¿Por qué el Municipio no dio aval a residuales del estadio?

La Gobernación de Santander solicitó a Aguas de Barrancabermeja la disponibilidad para descargar las aguas residuales que las actividades del nuevo estadio de fútbol generarán cuando sea puesto al servicio de la comunidad, sin embargo este no fue concedido. La licencia no se otorgó porque era Aguas de Barrancabermeja la entidad con competencia para ello.

 

por_que_el_municipio_no_dio_aval_a_residuales_del_estadioLa empresa Aguas de Barrancabermeja argumentó la razón de no dar aval a la Gobernación de Santander para el vertimiento de las aguas residuales del nuevo estadio de fútbol en su red matriz.

 

La Gobernación de Santander solicitó a Aguas de Barrancabermeja la disponibilidad para descargar las aguas residuales que las actividades del nuevo estadio de fútbol generarán cuando sea puesto al servicio de la comunidad, sin embargo este no fue concedido.

La directora de la Corporación Autónoma Regional de Santander (CAS), Flor María Rangel Guerrero, advirtió a Vanguardia Liberal que en principio la Corporación no había otorgado al Departamento la licencia de construcción de una Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (Ptar) para el estadio, porque era la empresa Aguas de Barrancabermeja la entidad con competencia para dar el permiso de disposición de aguas residuales.

Rangel Guerreo afirmó que de acuerdo a la reglamentación de la Superintendencia de Servicios Públicos es obligación del Municipio otorgar el servicio, sin embargo, Aguas de Barrancabermeja se lo negó en principio, y por eso la Gobernación de Santander se remitió a la CAS para que le permitiera construir una planta para el estadio.

Leer artículo completo en Vanguardia Liberal