Carbón activado a partir de residuos de cítricos como método efectivo para descontaminar medios acuosos.

Estructurar carbón activado a partir de cáscara de naranja para descontaminar medios acuosos y darle valor agregado a algo que hasta ahora es considerado como un residuo. Este es el objetivo de Liliana Giraldo, investigadora del Departamento de Química de la UN, quien explica que la adsorción es un método efectivo para descontaminar medios acuosos.

 

naranjas-300x225Los investigadores escogieron la naranja con el objetivo de dar una salida a los residuos que genera la producción de este cítrico.

 

Estructurar carbón activado a partir de cáscara de naranja para descontaminar medios acuosos y darle valor agregado a algo que hasta ahora es considerado como un residuo. Este es el objetivo de Liliana Giraldo, investigadora del Departamento de Química de la Universidad Nacional de Colombia (UN), quien explica que la adsorción es un método efectivo para descontaminar medios acuosos y el carbón activado es uno de los adsorbentes más versátiles por sus poros, su fácil regeneración y la alta capacidad de remoción.

Dada la utilidad de este proceso, Giraldo escogió la cáscara de naranja con el fin de darle un mayor aprovechamiento a los cultivos que hay en el país, lo cual se presenta como valor agregado, pues permite utilizar más componentes del cítrico.

Los carbones activados están formados por capas que dejan ciertos espacios que corresponden a los poros en los que se realiza la adsorción. El proceso del carbón activado puede servir para el tratamiento de aguas residuales.

En fase líquida, un proceso de adsorción puede servir para remover metales como níquel, cobalto y cadmio. En la UN se ha realizado también este ejercicio con materiales como la palma de aceite.

Leer artículo completo en Residuos Profesional