El sol ayuda a limpiar el agua contaminada con plaguicidas

La última convocatoria de los proyectos del programa Life+ aprobó un total de 68 propuestas de España, de las que cuatro eran ‘murcianas’. Una de ellas es Aquemfree, liderada por el Instituto Murciano de Investigación y Desarrollo Agrario y Alimentario, Imida, y que cuenta con la colaboración de la Federación de Cooperativas Agrarias de la Región (Fecoam), la Universidad de Murcia y la empresa Novedades Agrícolas.

 

Campo de colectores de la planta piloto de descontaminación solar de la UMU. / IMIDA

 

El proyecto, que dispone de un presupuesto de 1,8 millones de euros, de los que la Dirección General de Medio Ambiente de la Comisión Europea aporta casi la mitad, y se desarrollará hasta julio de 2018, pretende desarrollar un nuevo sistema de fotocatálisis solar para la descontaminación de las aguas procedentes de los lavados de envases y equipos de tratamientos fitosanitarios, de manera que sean depuradas y aptas para otros usos agrícolas, principalmente para riego.

La tecnología degradaría los residuos de plaguicidas contenidos en las aguas residuales producidas en las fincas, ya sea de los restos en envases y tanques de tratamiento, del enjuague de estos tanques tras su uso o de la limpieza de maquinaria y equipos. La idea es desarrollar un equipo, que se ubicaría en las propias explotaciones, de modo que se evitarían problemas de transporte y permitiría un tratamiento ecológico ‘in situ’ del agua residual.

Leer artículo completo en diario LA VERDAD