El Cabildo intenta desbloquear el arranque del emisario de San Miguel

El consejero de Aguas del Cabildo, Jesús Morales, realizará gestiones en Madrid, para intentar desbloquear la puesta en marcha del emisario submarino de San Miguel, que todavía no ha recibido el permiso de la ocupación de dominio terrestre que otorga la Dirección General de Costas y sin el cual no se puede pedir la autorización de vertido.

 

 

El Cabildo intenta desbloquear el arranque del emisario de San Miguel

El Cabildo intenta desbloquear el arranque del emisario de San Miguel

Morales mantuvo, recientemente, una reunión con el teniente de alcalde de San Miguel, Arturo González, con quien trató sobre diversas cuestiones relacionadas con el municipio. En este encuentro, abordaron el asunto del emisario submarino de San Miguel, al que consideran la principal prioridad en materia de aguas. También conversaron sobre otros temas relevantes, como la prestación de asesoramiento técnico por parte del Consejo Insular de Aguas de Tenerife (Ciaft) y determinadas obras en zonas de servidumbre de barrancos que necesitan autorización de la administración hidráulica.

El consejero explica que es incomprensible cómo un trámite burocrático lleva siete años desde que se solicitó y más de tres, desde que la obra se acabó; por ese motivo, se ha puesto en contacto con el diputado del Partido Popular, Manuel Torres, que a su vez es consejero del Grupo Popular en el Cabildo, y han acordado concertar una visita de trabajo a Madrid “para, entre todos, intentar poner en marcha el emisario”. Para Morales, con este se daría respuesta a la depuración de la zona como primer paso a la futura depuradora de Arona Este San Miguel, que no tiene fecha prevista de financiación y que está a la espera de un siguiente convenio Canarias-Estado en materia de obras hidráulicas”.

La obra del emisario y estación de pre-tratamiento fue contratada en 2006 y finalizó en junio del 2009. A día de hoy, no se ha podido poner en marcha a falta de un trámite administrativo -el de la concesión de la ocupación del dominio público marítimo terrestre-, necesario para poder solicitar ante la Viceconsejería de Medio Ambiente la correspondiente autorización de vertido al mar.

Esta obra, incluida en el futuro sistema de depuración comarcal Arona Este San Miguel, consta de una estación de pre tratamiento adecuado de las aguas residuales y de un emisario submarino, que presenta una longitud, desde la cabecera, de 1124 metros, incluida la parte submarina. Su presupuestó rondó los dos millones de euros.

Para Jesús Morales, “está claro que esta sociedad no se puede permitir que una infraestructura de este tipo, que viene a resolver y mejorar la depuración en la zona turística costera de San Miguel, en un primer paso, quede paralizada por trabas burocráticas que llevan años sin resolverse”.

El consejero espera que esta reunion, prevista en Madrid, sea la definitiva para obtener la concesión por parte de la Dirección General de Costas del Ministerio de Medio ambiente del Gobierno del Estado. Desde el área de Aguas del Cabildo y desde el Ciaft “no pararemos hasta conseguir poner en marcha este emisario submarine”, concluyó Morales.

La Opinión de Tenerife