El agua reciclada llegará a más campos de golf y parques públicos de Marbella

Tras más de tres años de espera, el proyecto para que el agua reciclada llegue a un mayor número de jardines públicos y campos de golf de Marbella ha echado a andar. Con un presupuesto de 8 millones de euros, la empresa Acuamed, dependiente del Ministerio de Medio Ambiente, construirá hasta 13,5 kilómetros de tuberías desde la estación depuradora de La Víbora, un entramado de infraestructuras que dará de beber en Marbella a los campos de golf de Cabopino, La Siesta, Golf Marbella, Santa María, Río Real, Santa Clara, Artola y Greenlife. La actuación servirá además para ampliar las instalaciones del tratamiento terciario de la EDAR marbellí, que pasará de tener una capacidad de producción de 12.500 metros cúbicos al día a 26.500.

 

 

mini2-1356525486fdLa empresa pública de aguas Acosol y la estatal Acuamed firmaron un acuerdo en el año 2009 para construir 30 kilómetros de tuberías para llevar caudal a una veintena de campos de golf de la Costa. El proyecto, que incluía la ampliación de la red de abastecimiento desde La Víbora, se ha ido demorando hasta que a finales del pasado año 2011 el Gobierno licitaba la actuación. El Ayuntamiento de Marbella autorizó recientemente los trabajos en su tramo urbano.

La reutilización de estas aguas residuales urbanas permitirá generar una nueva fuente de suministro alternativa que dará respuesta a la creciente demanda para riego urbano y de jardines, que de otra forma consumiría recursos procedentes del embalse de La Concepción y de los acuíferos existentes en la zona. Una parte importante de estos recursos se destinarán al riego de varios campos de golf. Así, se escala un peldaño más en la consecución de espacios más sostenibles. Según la normativa autonómica andaluza -decreto 43/2008 de 12 de febrero, regulador de las condiciones de implantación y funcionamiento de los campos de golf en Andalucía-, para riego de estas instalaciones se deben utilizar aguas regeneradas siempre que existan recursos disponibles.

El proyecto contempla el desarrollo de tres conducciones diferentes denominadas impulsión y ramales oeste y este. Además, incluye una estación de bombeo y un depósito regulador de 3.000 metros cúbicos al final del ramal de impulsión. El proyecto de Acuamed se completa, hasta alcanzar los 34 kilómetros de nuevas conducciones en toda la Costa del Sol Occidental, con un ramal de 6,5 kilómetros en Arroyo de la Miel y otros 14 kilómetros en el Cerro del Águila (Mijas).

Sur.es