Hay preocupación por contaminación del agua y reservas que disminuyen

Los ciudadanos encuestados en 20 municipios del eje central por el PNUD declaran estar bastante satisfechos con la provisión del servicio de agua. Sin embargo, varios responsables municipales admiten estar preocupados por la contaminación subterránea, así como por el nivel de las reservas, que pone en duda la provisión de agua a largo plazo.

 

7641La información es basada en encuestas realizadas en 20 municipios por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo.

 

A excepción de los cochabambinos, los ciudadanos encuestados en 20 municipios del eje central por el Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (Pnud) declaran estar bastante satisfechos con la provisión del servicio de agua. Sin embargo, varios responsables municipales admiten estar preocupados por la contaminación subterránea que amenaza la calidad y potabilidad, así como por el nivel de las reservas, que pone en duda la provisión de agua a largo plazo. Según los datos del censo nacional, entre los años 1992 y 2012, la cobertura del servicio de agua potable por cañería en las áreas metropolitanas de La Paz, Cochabamba y Santa Cruz creció del 75% al 88% de las viviendas, un logro cercano al porcentaje (92%) registrado para la población urbana de América Latina en 2012 (fuente: ONU-Habitat, 2012).

El acceso al agua por cañería es prácticamente universal en los alrededores de la capital oriental (96%), mientras que es del 91% en la región de La Paz / El Alto – salvo en Achocalla donde es notablemente más bajo. En la ciudad de Cochabamba, la cobertura por red es del 65%, en tanto que los carros repartidores atienden al 28% de los hogares.

Los niveles de satisfacción con el servicio de provisión de agua son muy inferiores al promedio (69%) en la ciudad de Cochabamba (35%) y los municipios paceños de Achocalla (24%), Palca (37%) y Mecapaca (41%).

Leer artículo completo en El Mundo