El mega acuífero no es para 100 años, acota el SACM

El director del Sistema de Aguas de la Ciudad de México (SACM), Ramón Aguirre Díaz, celebró el hallazgo de un mega acuífero de agua, localizado a dos mil metros de profundidad, en la delegación Iztapalapa; sin embargo puso en duda que pueda abastecer a la ciudad para los próximos 100 años.

 

 

Ramón Aguirre Díaz, director general del SACM. Foto: Daniel Hidalgo / El Sol de México

Ramón Aguirre Díaz, director general del SACM. Foto: Daniel Hidalgo / El Sol de México

En entrevista, el funcionario indicó que tras los estudios que realizaron geólogos de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) y de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), se detectó la buena calidad del líquido que se puede extraer, por lo que ahora realizarán los estudios para determinar con exactitud el potencial de abasto.

“Encontramos una agua de bastante calidad y un acuífero bastante potente, pero ahora falta estudiar su potencial, es decir saber cuánta agua exactamente se puede estar extrayendo de manera sustentable. Hay que encontrar la zona donde se recarga y qué es lo que va a permitir que se esté retroalimentando”, indicó.

El funcionario dijo que se trata de algo positivo, pero falta determinar el potencial real, ya que con base en eso se sabrá cuánta agua se le podrá sacar a este pozo.

“El agua que le podamos sacar partiendo que lo hagamos de manera sustentable para más de 100 años, no quiere decir que sea agua suficiente para abastecer a la ciudad durante más de 100 años, habría que hacer notar esa diferencia”, apuntó.

Señaló que los trabajos para determinar la capacidad del pozo tardarán al menos tres años en llevarse a cabo por los expertos.

“Estamos hablando de una inversión de 400 a 500 millones de pesos que nos van a dar beneficios, pero después con base en eso se puede hacer una programación con una extracción seguramente de un volumen mucho mayor”, sostuvo.

De esta manera, Aguirre Díaz recordó que con base en la información geológica disponible, se tomó la decisión de iniciar un estudio consistente en trabajos de perforación directa para analizar el potencial de extracción de agua de los acuíferos profundos del Valle de México.

Recalcó que si bien los resultados del aforo del pozo superan las expectativas iniciales, quedan muchas definiciones pendientes como es el determinar la zona de recarga de esta nueva fuente, su total independencia con el acuífero somero y el caudal de extracción de manera sustentable.

Fuente: GloboMedia