Dos profesores de la UPCT investigan cómo frenar el agua en desembalses

Frenar la velocidad del agua desembalsada por las presas. Los profesores de la Universidad Politécnica de Cartagena (UPCT) José María Carrillo y Juan García Bermejo han participado en un ensayo con el mayor resalto del mundo obtenido en laboratorio para analizar cómo se consigue disipar la energía del agua desembalsada por las presas hidráulicas. “El resalto hidráulico es un flujo bifásico aire-agua que se utiliza en el 80% de las presas a nivel mundial”, explica el profesor García Bermejo.

 

upct_reducir_inundaciones_julio14Instantánea del ensayo / UPCT

 

El ensayo se realizó la semana pasada en las instalaciones del Centro de Estudios Hidrográficos del Centro de Estudios y Experimentación de Obras Públicas (CEH-CEDEX) del Ministerio de Fomento, junto al que la UPCT y la Politécnica de Valencia llevan a cabo desde 2012 el proyecto de investigación Emulsiona.

Los resaltos hidráulicos ensayados consiguen reducir la velocidad del agua desembalsada desde los 20 metros por segundo que llega a alcanzar en las rampas de los aliviaderos hasta a menos de un metro por segundo, evitando así graves problemas de desbordamientos e inundaciones. Debido a la dificultad de medir en presas de tamaño real, los ensayos se realizan en modelos de laboratorio, que hasta ahora no permitían simular adecuadamente las condiciones de una presa real.

“El ensayo ha llenado el vacío entre los modelos de laboratorio y las presas reales. En estas condiciones, las velocidades alcanzadas por el agua son similares a las que se pueden encontrar en la realidad”, explica José María Carrillo. “Los resultados de la investigación son aplicables al 90% de las presas”, añade este experto. El investigador de Ingeniería Civil recuerda que España es el quinto país del mundo con más presas, actualmente con más de 1.200.

Leer artículo completo en diario EL PAJARITO