Ayudas para evitar los cortes de agua

El paro y la pobreza hacen mella en la capacidad de los andaluces para garantizarse los suministros mínimos vitales. Uno de ellos es el agua. Como la gestión de este servicio corresponde a los Ayuntamientos y no existe un regulador común efectivo, establecer una cifra de interrupciones de suministro por impago o de demandas de bonificaciones en la comunidad es casi imposible.

 

Dos vecinas cogen agua en una fuente de Sevilla. / PACO PUENTES

 

Pero la Red Andaluza de Lucha contra la Pobreza y la Exclusión Social (EAPN-A) calcula que las dificultades para hacer frente a gastos básicos afectan a un 12% de las familias. Algunos municipios ya registran incrementos de cortes por impago o de peticiones de ayuda del 50%.

Los cálculos de la Asociación de Operadores Públicos (Aeopas) para toda España son de unos 300.000 cortes de agua al año por impago. Sin embargo, la Asociación Española de Abastecimientos de Agua y Saneamiento (AEAS), la más representativa entre las empresas privadas del sector, cree que solo un 0,03% del total de la población requiere ayuda para pagar la factura del agua, es decir, unas 14.000 personas.

Estos datos contrastan con la realidad. En solo dos municipios andaluces como Jerez o El Puerto de Santa María se ha registrado ya un aumento del 50% en los cortes de suministro o en las solicitudes de bonificación para poder pagar. Más de 4.000 personas de estos dos pueblos tienen problemas para abonar la factura, por lo que no parece lógico pensar que en toda España sean solo 14.000 personas. Y más si, como reconoció Àngel Simón, presidente de la empresa privada de aguas Agbar, en una entrevista en el Colegio de Ingenieros de Cataluña, cada mes registran unos 12.000 cortes a usuarios, entre los que se encuentran los de la capital onubense.

Leer artículo completo en diario EL PAÍS