Primeras fotos del hielo de agua hallado en Mercurio

La NASA ha hecho públicas las fotografías captadas por su nave espacial MESSENGER en las que se puede ver el hielo de agua en Mercurio. Estas imágenes sugieren, además, que el hielo situado dentro de los cráteres polares del planeta se ha formado recientemente, e incluso su proceso de formación puede continuar a día de hoy, según han señalado los expertos.

 

fotonoticia_20141016145807_644Primeras fotos del hielo de agua hallado en Mercurio.

 

La NASA ha hecho públicas las fotografías captadas por su nave espacial MESSENGER en las que se puede ver el hielo de agua en Mercurio. Estas imágenes sugieren, además, que el hielo situado dentro de los cráteres polares del planeta se ha formado recientemente, e incluso su proceso de formación puede continuar a día de hoy, según han señalado los expertos.

Hace más de 20 años, imágenes de radar vieron por primera vez señales de hielo de agua cerca de los polos norte y sur de Mercurio, un descubrimiento que fue una sorpresa para los científicos, debido a las temperaturas en el planeta, el más cercano al Sol del Sistema Solar: 427ºC.

A finales de 2012, la nave MESSENGER confirmó esas observaciones desde la órbita alrededor de Mercurio y descubrió que este hielo también estaba presente en cráteres en donde había sombra permanente, cerca del polo norte del planeta.

Ahora el equipo de la misión, ha captado imágenes de este fenómeno por primera vez, mediante el aprovechamiento de pequeñas cantidades de luz solar dispersa por las paredes de los cráteres, y las ha hecho públicas en la revista ‘Geology’.

“Hay muchas cosas nuevas que aprender viendo los depósitos”, ha apuntado una de las principales responsables de este proyecto, Nancy Chabot. Por ejemplo, apunta que del hielo en el fondo del cráter Prokofiev, de 70 kilómetros de ancho, sugiere que el material helado se puso en marcha hace relativamente poco, como unos miles de millones de años.

En este sentido, ha apuntado que las imágenes de otros cráteres respaldan esta idea. Así, se muestran depósitos oscuros, que se cree que pueden tener material orgánico cubierto de hielo en algunas zonas.

Los investigadores recuerdan que la Luna de la Tierra también alberga el agua helada en sus cráteres polares permanentemente en la sombra, pero sus depósitos tienen un aspecto diferente de las de Mercurio. A su juicio, esto se debe a que el hielo del planeta se formó más recientemente.

“Las diferencias entre estos dos sucesos parecidos puede ayudar a entender mejor el proceso que hay detrás de su formación, lo que a su vez está vinculado a la edad y la distribución de hielo de agua en el Sistema Solar”, ha indicado Chabot. “Esto va a ser una línea muy interesante de la investigación en el futuro”, ha concluido.

Europa Press