Buscan empoderamiento ciudadano sobre el uso del agua en México

Desde que en 2012 se decretó el derecho humano al agua, se ha buscado cambiar el paradigma sobre su uso y aprovechamiento. En diciembre del mismo año se conformó un colectivo con más de 50 organizaciones, integrado por académicos, por universidades, de por sociedad civil organizada y sistemas comunitarios, para garantizar ese derecho.

 

140929_rp_iicongresocuencassustentabilidad_ja_01Más de 50 organizaciones se reunirán en Congreso nacional para afinar la Iniciativa Ciudadana de Ley General de Aguas.

 

Desde que en 2012 se decretó el derecho humano al agua, se ha buscado cambiar elparadigma sobre su uso y aprovechamiento. En diciembre del mismo año se conformó un colectivo con más de 50 organizaciones, integrado por académicos, por universidades, de por sociedad civil organizada y sistemas comunitarios, para garantizar ese derecho. Ahora organizan el II Congreso Nacional “Ciudadanos y sustentabilidad del agua en México. La construcción del buen gobierno del agua”, a celebrarse en el Centro Universitario de Ciencias Sociales y Humanidades (CUCSH) del 2 al 4 de octubre.

La representante del doctorado en Derecho del CUCSH, doctora Raquel Gutiérrez Nájera; el director del Instituto de Derecho Ambiental AC, licenciado Valentín Veina; el secretario del Sindicato Único de Trabajadores de la UdeG, licenciado Francisco Díaz Aguirre y el representante de la Coordinadora Nacional Plan de Ayala, Pedro León Corrales, en rueda de prensa coincidieron en la importancia de que sean los ciudadanos quienes tomen el control del uso del agua en el país ante la creciente amenaza de su privatización.

Por ello, en el congreso discutirán sobre cuatro ejes principales: el primero cuestionará el actual modelo de autoridad en México sobre el uso y aprovechamiento del agua, respecto a que las decisiones no deben ser de un único organismo político como el actual, sino que haya ciudadanos representantes de los pueblos en dichas decisiones, a fin de no afectar la explotación discriminada de las cuencas, donde se asientan miles de habitantes, a quienes no se les considera en estos temas.

Otra cuestión a discutir será la gestión y planeación del agua y la elaboración de estrategias –proyectadas a 15 años– para sanear las cuencas y evitar su contaminación, para garantizar a las futuras generaciones un agua limpia. La tercera guarda relación con las concesiones que el Estado ha dado a determinadas compañías; ahí se busca retirar concesiones del agua hasta 50 años como en la actualidad, para que sean revisadas de manera anual y no privilegiar intereses particulares que niegan los de la mayoría.

La última –aunada a lo anterior– es el adecuado y racional uso de los recursos hídricos e impedir cambios en el uso de suelo en determinadas regiones, o que sean las grandes inmobiliarias las que se asienten en sitios donde hay mantos friáticos. “Hay resistenciaante estas propuestas, por lo que es importante que esta Iniciativa Ciudadana de Ley General de Aguas tenga músculo con la fuerza de las organizaciones que participan”, señaló Gutiérrez Nájera.

Universidad de Guadalajara