Plan Hidrológico Guadalquivir prevé inversión “realista” de 1.738 millones

Plan Hidrológico Guadalquivir prevé inversión “realista” de 1.738 millones

(hispagua) El presidente de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG), Manuel Romero Ortiz, ha dicho que el proyecto de Plan Hidrológico de la cuenca aprobado hoy rebaja la inversión desde los 4.106 millones inicialmente previstos a 1.738 “por realismo” y “para adaptarse a la nueva situación económica”.

El documento, aprobado por el Consejo del Agua de la demarcación, acota esta menor inversión al año 2015, mientras que los 4.106 millones de euros inicialmente previstos en el anterior borrador, aprobado poco antes del cambio de gobierno central y andaluz, se habían programado hasta 2027.

El nuevo Plan Hidrológico del Guadalquivir ha sido aprobado por 55 de los 71 miembros asistentes al Consejo del Agua, representantes del Gobierno central y de los de Extremadura, Castilla-La Mancha y Murcia, así como por los regantes de la cuenca.

Los catorce representantes de la Junta de Andalucía se han abstenido y los dos delegados de organizaciones ecologistas han votado en contra, ha señalado Romero.

En su opinión, la nueva previsión de inversiones es “realista” porque se adapta “a la nueva situación económica del país” y sólo incluye “las obras ya en marcha o a punto de adjudicarse porque vamos a intentar cumplirlas todas”.

Este documento, que deberá ratificar el Consejo Nacional del Agua y el Consejo de Ministros, sustituye al Plan Hidrológico vigente desde 1998, ha sido debatido durante los últimos cinco años por numerosos colectivos en 18 jornadas participativas y sometido a centenares de alegaciones presentadas en los tres periodos de información pública a los que ha sido sometido.

Esta nueva planificación del Guadalquivir, que adquirirá rango de ley cuando la apruebe el Consejo de Ministros, obligará a reducir la actual demanda de 4.004 hectómetros cúbicos anuales en 228,6, hasta los 3.775,48 hectómetros cúbicos previstos para 2015, una reducción menos exigente que los 3.597 hectómetros cúbicos previstos en el anterior Plan.

Este ahorro se logrará, fundamentalmente, mediante la reducción de pérdidas por la mejora de las conducciones para regadío y abastecimiento urbano y por una mayor eficiencia de los cultivos.

De hecho, el Plan acepta alegaciones de agricultores para aumentar su dotación de riego siempre que este agua se obtenga del ahorro logrado por la modernización de sus regadíos.

Romero Ortiz ha recordado que las 850.000 hectáreas de regadío de la cuenca consumen unos 3.500 hectómetros cúbicos al año, el 87 por ciento de toda la demanda, mientras que el abastecimiento a los 4,1 millones de personas de la demarcación absorbe 436 hectómetros cúbicos, el once por ciento de la demanda.

Junto a la garantía de cobertura de esta demanda, el nuevo Plan Hidrológico asume las directrices de la Directiva Marco del Agua de la UE para incorporar criterios ecológicos en la planificación y gestión hidrográficas del Guadalquivir