Las renovables y el consumo de agua responsable

La sequía es un problema mundial y el aumento de la población contribuye a agravarlo. Dentro de 20 o 25 años, la demanda de agua potable será un 35% mayor que la de ahora y en España será cada vez habrá menos agua y más sequías.

 

El agua dulce y de calidad tiene un enemigo declarado, el cambio climático. El aumento de las temperaturas en la Tierra está provocando que cada vez menos personas tengan acceso a agua potable. Gro Harlem, exprimera ministra de Noruega y enviada especial de la ONU para el cambio climático, asegura que la calidad del agua es “esencial”. “Las enfermedades se transmiten a través del agua contaminada”, añade.

Harlem ha visitado España para advertirnos sobre el riesgo de desperdiciar el agua dulce. “Dentro de 20 o 25 años, crecerá la población mundial y la necesidad de agua aumentará un 35%“, advierte.

Leer artículo completo en La Sexta