La exposición ‘2050, El Derecho Humano al Agua: ¿una realidad o una utopía?

De 18 paneles con fotografías y textos consta la muestra organizada para concienciar sobre cómo la escasez de agua afecta a más del 40 por ciento de la población mundial

  • La muestra se puede ver desde este lunes hasta el 3 de octubre en el Aula Cultural

La escasez de agua afecta actualmente a más del 40 por ciento de la población mundial, y 663 millones de personas -uno de cada diez habitantes del planeta- carecen de acceso a agua potable. Además de los millones de vidas que se cobra la falta de acceso al recurso hídrico esencial, las perspectivas de futuro no invitan al optimismo con un horizonte en el que las fuentes estarán aún más limitadas. En su informe ‘Agua para todos, agua para la vida’, Naciones Unidas alerta de que siete mil millones de personas padecerán escasez de agua en 2050.

Enfermeras Para el Mundo, La Universidad de Castilla La Mancha y el Colegio de Enfermería de Ciudad Real organizan la exposición itinerante ‘2050, El Derecho Humano al Agua: ¿una realidad o una utopía?’ que está recorriendo gran parte del país y muestra de forma gráfica y didáctica los problemas con el agua que padecen millones de seres humanos en todo el mundo. La inauguración oficial será este lunes 18 de septiembre en el Aula Cultural Universidad Abierta, dependiente de la Universidad de Castilla La Mancha, en la calle Libertad, esquina a calle Cardenal Monescillo, y se podrá visitar de forma gratuita hasta el 3 de octubre.

La exposición, organizada por iniciativa de la ONG Enfermeras para el Mundo, ha contado con la colaboración del Colegio Oficial de Enfermería de Ciudad Real y la Universidad de Castilla La Mancha que han apoyado esta iniciativa porque desde la institución colegial buscan que con esta exposición “se remuevan conciencias y así ayudemos, en la medida de las posibilidades de cada uno, a paliar esta problemática acuciante en tantos países africanos” explica Carlos Tirado, presidente del Colegio de Enfermería de Ciudad Real.

“Cuando se toma conciencia a través de estas imágenes de las necesidades que existen en los países subdesarrollados para conseguir este recurso vital, se nos tiene que remover el alma de los millones de metros cúbicos que se derrochan mientras que otros mueren o se contagian de enfermedades por falta de agua”, añade.

Leer artículo completo en Lanza Diario de la Mancha