La CHE inicia la segunda fase del proyecto CREAMAgua para crear humedales y restaurar las riberas del Flumen

La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha iniciado esta semana los trabajos para ejecutar la segunda fase del denominado proyecto Creación y Restauración de Ecosistemas Acuáticos para la Mejora de la Calidad del Agua (CREAMAgua), que se desarrolla en la parte meridional de la cuenca del río Flumen, en Los Monegros, en Aragón y que se enmarca en el Programa Life+, Política y Gobernanza Medioambiental de la Unión Europea.

 

 

(EUROPAPRESS) La Confederación Hidrográfica del Ebro (CHE) ha iniciado esta semana los trabajos para ejecutar la segunda fase del denominado proyecto Creación y Restauración de Ecosistemas Acuáticos para la Mejora de la Calidad del Agua (CREAMAgua), que se desarrolla en la parte meridional de la cuenca del río Flumen, en Los Monegros, en Aragón y que se enmarca en el Programa Life+, Política y Gobernanza Medioambiental de la Unión Europea.

En total se destinarán 338.390 euros para mejorar la calidad de las aguas, reduciendo las afecciones por la presión de la actividad agrícola y con ello, mejorar también la biodiversidad de la zona, según ha informado el organismo de cuenca. Se actuará en 392,5 hectáreas de los términos municipales de Albalatillo, Almuniente, Barbués, Capdesaso, Grañén, Lalueza, Poleñino, Sangarrén y Sariñena, todos ellos en la provincia de Huesca.

Los trabajos se centran en la restauración de riberas y en la creación de zonas de humedal y han comenzado este mes de noviembre. El plazo de ejecución es de 9 meses.

Estas acciones son la continuación de la primera fase ejecutada a lo largo de 2011 y principios de 2012 que se desarrolló en Lalueza, Grañén y Sariñena. Se trata de un proyecto piloto para la recuperación de masas de agua y entornos que fue seleccionado por la Comisión Europea entre más de 600 solicitudes de organismos públicos y privados de los 27 Estados miembros de la Unión Europea. La propuesta fue presentada y avalada por la Comarca de Los Monegros, La CHE y KV Consultores.

OBJETIVOS

El proyecto CREAMAgua tiene dos objetivos principales: La reducción de nutrientes inorgánicos (nitratos y fosfatos) y sales de los retornos de riego, lo que se consigue con estructuras de ecosistemas como humedales y vegetación de ribera. Así se mejora la calidad de las agua del Flumen.

La mejora de la biodiversidad de las áreas agrícolas degradadas por el uso agrícola intensivo. Se pretenden establecer poblaciones permanentes de aves, anfibios e invertebrados en los humedales y mejorar la biodiversidad de fitoplacton, zooplacton y peces en los cauces.

Para ello se procederá a una acción de recuperación general de riberas, con desbroces, perfilado de orillas y plantaciones. Estas últimas se desarrollarán en hasta 611.000 metros cuadrados y en diferentes densidades según los tramos.

A esto se suma la creación de zonas de humedal en un área de actuación de hasta 392 hectáreas.