Jerez adjudica el servicio público de agua a Aqualia para 25 años

La privatización de la gestión del agua en Jerez ya es un hecho. La junta de gobierno local aprobó este viernes la adjudicación definitiva del servicio de suministro, depuración y alcantarillado a la empresa Aqualia (FCC). El próximo día 20, se firmará el contrato y en junio, una vez que la multinacional haya sufragado el 50% del canon, empezará a operar. Se trata de una concesión a 25 años a cambio de 80,1 millones de euros, 40,05 millones a los dos meses de la rúbrica del contrato y el resto, al año de la firma.

La alcaldesa de Jerez, María José García Pelayo

La alcaldesa de Jerez, María José García Pelayo

“Va a ser casi, casi un arrendamiento del servicio”, afirmó minutos antes de la adjudicación la alcaldesa de Jerez, María José García Pelayo (PP), quien subrayó que los ingresos de la externalización del servicio van a permitir despejar el futuro económico del Ayuntamiento, que arrastra una deuda de 1.000 millones de euros. “El dinero no va a ser ni para fiestas, ni comidas, ni protocolo, ni lujos. Va a ser para pagar deuda con los bancos y liberar el futuro. Algunos partidos dicen que vamos a hipotecar la ciudad y lo que vamos a hacer es levantar las hipotecas que tiene Jerez”, señaló.

Lo cierto es que los primeros 40 millones de euros se esfuman solo con dos operaciones bancarias. Tras la firma del contrato, el Ayuntamiento debe pagar a Unicaja, como condición indispensable para la privatización, un préstamo de 30 millones de euros. El dinero sobrante, 10 millones, ni siquiera es suficiente para abonar las tres primeras cuotas trimestrales (13,2 millones de euros) vencidas e impagadas de la devolución del préstamo del Instituto de Crédito Oficial (ICO) habilitado por el Gobierno central para el plan de pago a proveedores. Con la primera mitad del canon agotada, el Consistorio no volverá a inyectar nueva liquidez por la operación hasta el 20 de mayo de 2014.

“Es una decisión que había que tomar. Nos ha tocado tomarla y creo que es lo mejor para la ciudad”, se intentó justificar la regidora, quien ha decidido privatizar la única empresa rentable del holding municipal. El portavoz de Izquierda Unida en Jerez, Joaquín del Valle, lamenta que el PP haya consumado “una mentira más de su programa electoral” para poner “en manos privadas los beneficios millonarios de una empresa pública”. De hecho, en el anexo adjunto a la memoria justificativa del cambio de modelo de gestión que elaboró y aprobó el gobierno de Jerez con el rechazo de la oposición en marzo de 2012, se recoge bajo el epígrafe cuenta de pérdidas y ganancias 2012-2036 del ciclo integral del agua un resultado de ingresos menos gastos de 341,5 millones de euros positivos. Esta cifra ha sido matizada por el portavoz del gobierno local, Antonio Saldaña, quien sostiene que “un euro de hoy son cuatro euros de 25 años”.

Pelayo insiste en que el pliego de condiciones que se adjunta al contrato recoge expresamente una inversión anual de Aqualia para el mantenimiento del servicio de un millón de euros, el doble que el que realiza actualmente Aguas de Jerez; la subrogación del personal de la empresa municipal con las mismas condiciones laborales, así como la prohibición de no incrementar el recibo más allá del IPC en los 25 años de concesión.

El País