Investigadores indios han desarrollado un sistema de purificación, basado en nanotecnología, que puede potabilizar agua suficiente para una familia

Un equipo de investigadores del Instituto Tecnológico de Madras (India) ha desarrollado un sistema que abarata y facilita el acceso al agua potable. Calculan que su tecnología permitirá limpiarla de bacterias, virus y contaminantes por unos 3 dólares al año, y en cantidad suficiente para el uso normal de una familia de alrededor de cinco miembros.

 

Las nanopartículas que forman el filtro permiten purificar 10 litros de agua en una hora. IITM

Las nanopartículas que forman el filtro permiten purificar 10 litros de agua en una hora. IITM

El filtro utiliza varias clases de nanopartículas para eliminar los microorganismos y los contaminantes del agua. «Tuvimos que estudiar varios problemas distintos que puede tener el agua. Microbios, bacterias y virus, y algunos compuestos químicos como el arsénico, el plomo o los pesticidas», aseguró Thalappil Pradeep, coautor del trabajo, a la revista especializada LiveScience.

Cada uno de estos peligros en el agua tuvo que tratarse de forma diferente. El principal reto de los investigadores fue diseñar unas nanopartículas que liberasen un flujo constante de iones de plata —que es un eficaz antibacterias— que funcionase sin electridad, y fuese estable y eficiente independientemente de las sustancias disueltas en el agua. «El nanocompuesto muestra propiedades parecidas a las arenas de río, y muestra una mayor resistencia al corte cuando está suelta y húmeda», aseguran los investigadores en su artículo, publicado en la revista Proceedings of the National Academy of Sciences (PNAS).

La combinación de cuatro nanomateriales permite purificar hasta 10 litros de agua en aproximadamente una hora. «Los materiales que hemos usado puede ofrecer agua limpia y potable a un coste de unos 2,5 dólares por año y familia», afirman los científicos.

Los investigadores calculan que un filtro capaz de potabilizar 10 litros de agua en una hora es suficiente para las familias rurales indias con alrededor de 5 miembros. Según LiveScience, ya se están probando algunos prototipos en zonas con dificultades para acceder a bebida limpia y barata. Si demuestra su utilidad, sus autores creen que puede adaptarse sin muchas dificultades a las necesidades de otras comunidades empobrecidas del mundo, con dificultades para acceder a agua segura. Todavía una de cada diez personas se encuentra en esta situación.

El Correo