Nueva planta para agua residuales opera en Guayaquil

La planta de tratamiento de aguas residuales de la red Javier Salitral-Puerto Azul inició operaciones ayer en el km 39 de la vía Perimetral, en el sur de la ciudad.

 

Según lo planteado por la Empresa Municipal de Agua Potable y Alcantarillado (Emapag), las instalaciones, que fueron construidas aproximadamente en dos años, serán entregadas a Interagua para su operación y mantenimiento.

La planta utilizará la tecnología de pantanos secos artificiales, es decir, que mediante el uso de bacterias y especímenes vegetales, energía solar y gravitacional (sedimentos), se realiza el tratamiento de las aguas residuales. La constructora Hidalgo & Hidalgo fue responsable de los trabajos.

La obra, que comprende 10 hectáreas (ha) ubicadas entre el estero Salado y la vía Perimetral, servirá para mitigar la contaminación en los afluentes de la ciudad, aseguró el alcalde Jaime Nebot.

En total, 120.000 personas de sectores aledaños a la av. Rodríguez Bonín, vía a la Costa, entre otros de la parroquia Tarqui, serán beneficiarias de las nuevas instalaciones en las que se invirtieron aproximadamente $ 8 millones.

Según información de la Emapag, durante la construcción fueron afectadas 1,32 ha de manglar por lo que procedió a la reforestación de 7,74 ha en el área protegida por el Ministerio del Ambiente (MAE).

Leer artículo completo en EL TELÉGRAFO