Chile.- Informe de la Ocde destaca gestión de los recursos hídricos en Chile

La ministra de Obras Públicas, Loreto Silva, dio a conocer el estudio del organismo internacional esta mañana. En la ocasión revisó los principales aspectos destacados por el documento así como también los retos propuestos.

 

 

Junto a México, Chile es uno de los países pioneros en la instauración de reformas innovadoras y avanzadas para solucionar los problemas del agua, de acuerdo con el último informe de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico (OCDE), sobre la Gobernanza del Agua en América Latina y El Caribe, que dio a conocer hoy la ministra de Obras Públicas, Loreto Silva.

Según el documento,  nuestro país ha emprendido diversas reformas que lo sitúan como líder en la región destacándose, además, por la eficiencia  en la gestión. Ello, a través de la instauración del  Código de Aguas,  los estándares de servicio  fiscalizados por la Superintendencia de Servicios Sanitarios (SISS) y por  el marco jurídico e institucional, el cual  ya había sido destacado en un estudio preparado por el Banco Mundial en 2011.

Asimismo, el análisis recalca los logros alcanzados  a través de los programas de transferencias, el desarrollo de estudios que identifican los alcances preliminares del cambio climático y el uso de políticas experimentales como la desalación para agua potable en el norte del país.

“El agua es un recurso estratégico y  requisito indispensable para el desarrollo, por lo que en este sentido el estudio fue muy clarificador. La OCDE coincide en el carácter estratégico del agua y determina que una mejor gobernanza contribuye a mitigar los niveles de pobreza en el mundo y en América Latina específicamente”, señaló esta mañana la ministra Loreto Silva.

Entre las falencias chilenas, el documento señala los problemas de coordinación, la escasez de tiempo y personal, la ausencia de  planeamiento estratégico y seguimiento, así como también la poca vigilancia y evaluación de los resultados, además del escaso interés ciudadano en las políticas sobre recursos hídricos.
La secretaria de Estado agregó que “en cuanto a los desafíos pendientes, uno de los principales es la alta fragmentación –siendo Chile el segundo país que tiene más dividida los organismos competentes en materia de agua-, lo que hace más difícil la coordinación. También hay  otros como la escasez de personal y tiempo, el desinterés ciudadano y la falta de una planificación estratégica. En estos dos últimos años como gobierno hemos estado trabajando en contar con un plan estratégico, una hoja de ruta a largo plazo”.

Para ello el gobierno está impulsando la Estrategia Nacional de Recursos Hídricos, que según explicó la ministra Silva “significa una política que ya estamos impulsando y que considera cinco pilares con los que enfrentamos gran parte de lo enfatizado por la OCDE y éstos son: gestión eficiente y sustentable; fortalecimiento de la institucionalidad; Enfrentar la escasez  a través de nuevas fuentes de aguas como los embalses; equidad y una ciudadanía informada”.

A nivel latinoamericano, el texto destacó negativamente la alta fragmentación o coexistencia de diversas entidades con injerencia en  la gobernanza y falta de coordinación a nivel de políticas públicas, especialmente con el objetivo de maximizar los esfuerzos para reducir la pobreza.

Fuente: DGA – Gobierno de Chile