Científicos rusos extraen la primera muestra del agua más antigua de la Tierra

Se ha obtenido en el lago Vostok de la Antártida a 3.406 metros de profundidad, congelada y de color blanco

 

 

lago-vostok--644x400

 

russians-vostok--146x110El pasado jueves, un equipo de científicos rusos obtuvo la primera muestra de agua del lago Vostok, considerada la reserva acuífera más antigua y pura de la Tierra. El Vostok, descubierto en 1996, se encuentra en la Antártida bajo un casquete helado de casi 4 kilómetros de espesor. Se estima que lleva aislado de la biosfera más de 20 millones de años y su estudio podría aportar información crucial sobre la evolución de las especies y el cambio climático.

“A la profundidad de 3.383 metros llegamos a una capa de hielo, nueva desconocida hasta ahora. Se trata de un material opaco, poroso y de un color blanco brillante (…) el 10 de enero, al llegar a los 3.406 metros, obtuvimos el primer cilindro –de una longitud de dos metros- con hielo transparente del lago. En su interior aparece agua congelada de color blanco llena de burbujas”, asegura la nota de prensa difundida por el Instituto de Investigación Científica Ártica y Antártica de San Petersburgo. La misma nota señala que las perforaciones continuarán hasta la profundidad de 3.430 metros.

Vida en Marte

En declaraciones a medios rusos, Valeri Lukin, el jefe de la expedición, afirmó que “hay constancia indirecta de que bajo los casquetes polares de Marte y los satélites Encélado y Europa -de Saturno y Júpiter respectivamente- existe agua con organismos vivos y las tecnologías que estamos aplicando en el lago Vostok podrían utilizarse también allí en el futuro”.

El agua recién encontrada no se enviará a San Petersburgo por vía aérea sino en barco, por lo que no llegará a su destino hasta mayo. La primera perforación que permitió llegar hasta el Vostok se produjo en febrero del año pasado. Luego se tuvieron que detener los trabajos debido a la llegada del invierno austral. Los científicos rusos esperan encontrar en el lago especies inéditas de bacterias que ayuden a comprender mejor el mecanismo de la evolución.

Fuente: ABC