Gran Canaria.- Las presas de Gran Canaria, estables en agua y precios

“Es un esfuerzo de Gran Canaria, de todos, y todos estamos agradecidos de, precisamente, en un momento de escasas lluvias en la Isla, podemos decir que estamos preparados hasta verano de 2013 precisamente por el control y el uso que se hace de este bien tan escaso”, dijo el consejero insular de Aguas, Francisco Santana

 

(revistatara) Las presas de Gran Canaria mantienen a 18 de septiembre parámetros de capacidad que permiten ser optimistas en cuanto a cobertura y en cuanto a precios. Esta es la conclusión del consejero grancanario de Aguas, Francisco Santana, después de analizar los indicadores de reservas de Gran Canaria.

“Es un esfuerzo de Gran Canaria, de todos, y todos estamos agradecidos de, precisamente, en un momento de escasas lluvias en la Isla, podemos decir que estamos preparados hasta verano de 2013 precisamente por el control y el uso que se hace de este bien tan escaso”, dijo el consejero insular de Aguas tras mantener un encuentro con técnicos del departamento, al que llegó este mes de septiembre.

El consejero de Aguas de Gran Canaria ha subrayado dos cosas: De un lado, que las previsiones de agua en las presas de la Isla son estables y presentan buena disposición para poder abastecer a aquellos sectores agroindustriales de la Isla y, de otro, que los precios no han subido, que era la prioridad del presidente grancanario, José Miguel Bravo de Laguna, en su toma de posesión desde julio de 2011. En diversas zonas de Canarias, el precio del agua es de 0,60 euros el metro cúbico. En Gran Canaria, es de 0,41 euros el metro cúbico de agua.

El volumen almacenado en las presas Insulares (contando entre ellas la Presa de Soria, propiedad del Cabildo de Gran Canaria en un 92%) es de unos 12,7 millones de metros cúbicos. Santana detalla que el volumen almacenado en las presas supone una garantía de suministro en el peor de los escenarios, es decir, que no exista lluvia alguna en todo el invierno de 2012-2013.

Solvencia y solidaridad de los agricultores grancanarios

A lo largo de los últimos 12 meses, mediante distintas medidas, Gran Canaria ha conseguido pasar el verano con esfuerzo, pero con solvencia; garantizando el riego a los agricultores y procurando llegar cada vez a más zonas de riego. Con ello, a su vez, hemos contribuido a contener los precios del agua. Entre otras, las medidas que se han ejecutado, el consejero grancanario de Aguas ha subrayado la cooperación técnica con Comunidades de Regantes de la Isla para almacenar agua pública, tanto regenerada, como desalada, en depósitos privados.

Asimismo, se han establecido acuerdos de distribución del agua pública a través de las redes de las propias Comunidades; con destino a riego de comuneros y no comuneros, en un interesante fomento de solidaridad entre agricultores. Igualmente, se han ejecutado obras de ampliación de redes de distribución en municipios como Agaete, Guía, Gáldar y Arucas.

Población

En materia de abastecimiento a la población, el Cabildo de Gran Canaria ha aplicado una estrategia de mecanización de bombeos para llevar agua desde la desaladora de Arucas al municipio de Firgas. Sin esta operación, los habitantes de Firgas se habrían visto perjudicados de restricciones de agua de consumo humano. Se ha hecho un importante esfuerzo en incrementar la producción de agua desalada y regeneración (depuración) de aguas, incrementando como media un 20% más que en el pasado año.