Emaya perderá 8 millones al año si no puede utilizar el agua de la Font de la Vila

La Empresa Municipal d´Aigües i Clavegueram (Emaya) perderá ocho millones anuales por el retraso que puede suponer el recurso judicial interpuesto por un vecino contra la construcción de la nueva planta de tratamiento de agua potable que la compañía pública prevé construir junto a la Font de la Vila, en las inmediaciones del campus de la Universitat de les Illes Balears (UIB).

 

j12dp001Ubicación de la nueva planta de tratamiento del agua de las fuentes con los dos nuevos depósitos junto a la UIB (a la derecha). EMAYA

El recurso ha sido interpuesto contra la modificación del Plan General aprobada definitivamente el pasado mes de febrero, que permite la construcción en zona rústica de esta nueva planta que debe tratar el agua procedente de las fuentes que tracicionalmente han abastecido la ciudad: la Font de la Vila, la d´en Baster y la de Mestre Pere.

La empresa municipal prevé invertir 19 millones en los próximos años en esta nueva infraestructura capaz de proporcionar agua potable para el consumo humano entre 8 y 9 hectómetros cúbicos anuales, un volumen equivalente a la capacidad de almacenamiento del embalse del Gorg Blau, o al 20 por ciento del total de líquido que necesita la ciudad para su consumo.

Leer más

Diario de Mallorca