El saneamiento concentra la inversión del Estado en el municipio, con 15,4 millones

El proyecto de Presupuestos incluye las obras en las depuradoras de San Claudio y Villapérez, en el colector Norte y en Las Caldas

 

(lne.es) El saneamiento concentra el grueso de las inversiones que el proyecto de Presupuestos Generales del Estado plantea para el municipio de Oviedo, con una inversión global para el año que viene de 15,4 millones de euros.

En las partidas presupuestarias aparecen dos obras sobre cuya urgencia ya han alertado el Ayuntamiento de Oviedo y AcuaNorte. Son las obras de reforma y ampliación de las estaciones depuradoras de San Claudio y Villapérez. La ampliación y mejora de los dos equipamientos suman 72,8 millones hasta 2016, y para el año que viene figura la primera partida, muy pequeña, de sólo seis millones de euros.

En realidad, la partida que consta en los presupuestos no garantiza el problema que tienen los dos equipamientos, cuyos retrasos hacen peligrar los fondos europeos que soportan buena parte de la inversión. El problema, en ambos casos, es que no están firmados los convenios con el Principado para empezar a licitar las obras. En el caso de San Claudio, el proyecto está rematado y consensuado entre AcuaNorte y el Principado desde agosto, y sigue a la espera de que lo apruebe el Consejo de Gobierno. Según AcuaNorte, el proyecto está ahora en un punto crucial, ya que si no se retrasa más y el Gobierno asturiano da luz verde definitiva, podría absorber todos los fondos europeos asignados, que a partir de 2015 ya no podrá recibir.
El caso de Villapérez es mucho más complejo, ya que el texto no está consensuado. No hay compromiso por parte del Principado para poner en marcha la obra y según el anteproyecto vigente, si se pusiera en marcha ahora mismo ya quedarían fuera de la financiación europea 12 meses de la obra, que tendría que asumir el Principado. En este caso el Gobierno regional podría optar por una obra rebajada, un proyecto más pequeño, pero AcuaNorte necesita contar ya, de forma inmediata, con un compromiso firme y por escrito para asegurar la financiación y no perder más fondos en esta depuradora, fundamental para el crecimiento de Oviedo y sobre la que recaerá, por ejemplo, el nuevo HUCA cuando entre en funcionamiento.

A pesar de los retrasos, se trata de dos obras urgentes con anteproyectos aprobados desde el año 2010.

Más avanzados, de hecho con las obras en marcha y también con partida en el proyecto de presupuestos presentado ahora, están los trabajos en Las Caldas y en el colector Norte. La nueva depuradora de Las Caldas cuenta con una partida total de 40,2 millones y tiene prevista para el próximo ejercicio 5,5 millones de euros y 3,5 millones para los tres próximos ejercicios, hasta 2016.

En el caso de la ampliación y descabezamiento del colector norte de Oviedo, la inversión total es de 32,35 millones y el año que viene están previstos 3,8 millones de euros. Para los otros tres ejercicios, hasta 2016, se repiten anualidades de 3,366 millones de euros.

Menos Prerrománico

Sin asignación el año pasado, el Prerrománico vuelve a figura en los Presupuestos de 2013. Aunque con rebajas. Si el año pasado estaba previsto que el próximo hubiera una asignación de 150.000 euros, en el texto de este año se ha rebajado la inversión del año que viene en 50.000 euros, dejando sólo en 100.000 el dinero para el Prerrománico. Esa cantidad parece que reaparece en forma de partida final añadida al final de la inversión, que ahora llega hasta 2016.