Ecologistas califican el Consejo del Agua de la Demarcación del Guadalquivir de “chapuza y poco riguroso”

Ecologistas en Acción y WWF, miembros del Consejo del Agua de la Demarcación del Guadalquivir, han calificado de “chapuza y poco riguroso” la reunión de este órgano celebrada este miércoles y que ha informado favorablemente la propuesta de proyecto de Plan Hidrológico del Guadalquivir, si bien, las organizaciones ecologistas han votado en contra del mismo.

 

(eleconomista) Para la responsable del Programa Aguas de WWF, Eva Hernández, la tramitación de la propuesta ha sido “una chapuza”, pues “a última hora y después de votar el texto, se han presentado cambios por parte de la Comisaría y de la Oficina de Planificación de la Confederación Hidrográfica del Guadalquivir (CHG)”. Además, añade que “la convocatoria del Consejo llego a mitad de agosto y la información para la misma con el tiempo justo”.

En este sentido, Hernández, en declaraciones a Europa Press, echa en falta la participación social en el Consejo, donde la mayoría de los representantes pertenecen a la administración y a los regantes.

Con respecto al Plan, Hernández lamenta que se parta de la premisa de que “todo se arregla con modernización del regadío”. Igualmente, critica la reducción de la inversión pasando “de los 4.000 millones a los menos de 1.800, de los que 700 van para modernización de regadíos y nada para mejorar las aguas subterráneas o para la contaminación difusa”.

El Plan, que abarca el ciclo 2009-2015, es de “hoy para mañana”, pero hay que comenzar a hablar de “no hay más agua de la que existe en la cuenca, pese a que los empresarios continúen reclamando más infraestructuras”.

“Si quieren más agua, hacemos la lluvia, desalamos o se ahorra”, ha afirmado la representando de WWF en el Consejo. “Hay que priorizar usos y pensar a largo plazo”, ha instado a la CHG. Por último, Hernández ha reconocido que la impresión del Consejo es que ha sido “una chapuza” y se ha aprobado “porque están hartos y todos quieren que salga ya adelante, cuando es un mal plan para el Guadalquivir”.

Por su parte, la portavoz de Ecologistas en Acción en Andalucía, Lola Yllescas, ha señalado a Europa Press que el procedimiento “ha sido un poco riguroso y poco respetuoso”. “La convocatoria que nos han enviado solo incluye un punto quinto sobre informe del proceso de planificación de demarcación, sin aparecer nada de aprobación si procede o votación”, ha comentado.

DOS DOCUMENTOS ADICIONALES

Además, rechaza que una vez votada la propuesta presentada por la CHG han sacado “dos documentos de modificaciones sobre lo aprobado”. “Nos hacen aprobar la propuesta y sin estar en el orden del día presentan dos documentos para varían lo aprobado”, añade.

Sobre el contenido del Plan, Yllescas ha indicado que “sigue teniendo como objeto las demandas y no controla la oferta, admite que la cuenca es deficitaria, que el 30 por ciento de las masas se conservan en mal estado o que necesitan recursos externos para abastecer toda la demanda”. “Aún así lo aprueban”, critica.

Por último, considera “poco serio y de poco rigor y precisión” la tramitación de un Plan que “solo trata la adjudicación y no controla la calidad de las aguas, que es la prioridad de la Directiva Marco del Agua”.

Por otro lado, Eva Hernández, con respecto al Comité de Autoridades Competentes, que se celebra este miércoles y que aborda la planificación hidrológica, que entre otras cuestiones recoge el dragado del Guadalquivir, ha afirmado que la CHG, aunque no decida, si debe recomendar que “para alcanzar los objetivos del buen estado de las masas de agua no es aconsejable el dragado”.

Según Hernández, el presidente de la CHG, Manuel Romero Ortiz, en el Consejo del Agua, preguntado por WWF, ha recordado que “en la situación actual del río no se puede hacer el dragado”. No obstante, la responsable del Programa de Aguas de la organización ecologista advierte de que el Organismo de cuenca no entra en la cuestión “por temas políticos”.