Denuncian que las obras de una depuradora destruyen zona protegida del Lagares

La asociación “A Ría non se vende” denuncia la destrucción de un hábitat de interés comunitario considerado prioritario, concretamente el amial de Carrasqueira, por las obras de la nueva estación depuradora del Lagares, en Vigo.

 

 

La asociación "A Ría non se vende" denuncia la destrucción de un hábitat de interés comunitario considerado prioritario, concretamente el amial de Carrasqueira, por las obras de la nueva estación depuradora del Lagares, en Vigo. En la foto de archivo, operarios limpian un vertido contaminante, en septiembre de 2012,  en la desembocadura del río Lagares. EFE / Salvador Sas

La asociación “A Ría non se vende” denuncia la destrucción de un hábitat de interés comunitario considerado prioritario, concretamente el amial de Carrasqueira, por las obras de la nueva estación depuradora del Lagares, en Vigo. En la foto de archivo, operarios limpian un vertido contaminante, en septiembre de 2012, en la desembocadura del río Lagares. EFE / Salvador Sas

En un comunicado, la plataforma ecologista señala que se están talando los ejemplares de amieiro, lo que, aparte de una afección biológica y paisajística “enorme”, provocará la desaparición de “muchas especies” de flora y fauna autóctona asociadas.

Incide en que el amial de Carrasqueira era “el último reducto” de los bosques de ribera pantanosos de la Xunqueira do Lagares, y en general de todo Vigo tras el “brutal” desarrollo urbanístico de la ciudad y de las obras de la actual Estación Depuradora de Aguas Residuales (EDAR) a partir de 1995.

“A Ría non se vende” recuerda que en el propio anteproyecto de la nueva EDAR aludía a la importancia de los bosques pantanosos por su “rareza” y consideración de hábitat protegido, pese a lo cual se está produciendo “la tala en su totalidad” de este espacio natural.

Por lo demás, considera que “la destrucción” de la Xunqueira de Lagares por las obras de la nueva “macrodepuradora”, aparte de “inaceptable” e “innecesaria”, resultará “inútil”, porque vaticina que las nuevas instalaciones no resolverán los problemas técnicos actuales.

Alude a averías e interrupciones “recurrentes” en el proceso de depuración, al alivio periódico de “enormes cantidades” de aguas sin depurar a la ría por la ausencia de separación de aguas residuales y pluviales y de la depuración de las residuales industriales en origen.

Fuente: EFE Verde